Kol Hamitpalel – כל המתפלל

Rezos – Tefilot

¿ Que Rezar ?

No es necesaria una tefila en especial para pedir por tu compañero. Es suficiente pedir a D-OS de todo corazón por la persona que se te asigno, así como por ti mismo.

En esta seccion encontraras algunos rezos extraidos del libro “Segulot y Tefilot”, mismos que te pueden servir de apoyo si deseas una tefila en especial.

Cabe mencionar que estos rezos estan con un formato para pedir por uno mismo, aconsejamos cambiarlo para pedir por la persona que se te asigno.

También notar que Shabath no es un día para hacer pedidos, a menos que sea una situación urgente como los pedidos para refua shelema (salud) de algun enfermo.

¡ QUE HASHEM ESCUCHE Y REGRESE TODOS NUESTROS REZOS PARA BIEN, AMEN !

⇧ Selecciona un Rezo  

ORACIÓN POR LA SALUD (del Jidá)

Señor del universo, por tu misericordia otórganos vigor, salud y capacidad suficientes, así como fuerza y ánimo en los órganos y articulaciones de nuestro cuerpo para que nos mantengamos firmes en toda situación. Que no nos ocurra ninguna debilidad o dolor. Que estemos alegres, en buen estado y saludables para dedicarnos al servicio a Ti. Sálvanos de todo mal, y prolonga nuestros días con cosas buenas, y nuestros años con cosas agradables. Llena nuestros años y auméntanos largueza de días y años de vida para que te sirvamos, y cobíjanos bajo la sombra de tus alas. Salva a nosotros y a los miembros de nuestra casa de cualquier decreto duro o malo, y haz que tengamos tranquilidad y apacibilidad, que estemos frescos y saturados de lo bueno, para poder dedicarnos al servicio y el temor a Ti.

Oracion-por-la-salud-1024x873


SEGULOT PARA QUE UN ENFERMO SANE

1. Cuatro cosas desgarran el decreto divino perjudicial para una peronsa: dar caridad (tzedaka), clamar oración, cambiarse el nombre y modificar el comportamiento. Y hay quienes dicen que también el cambio de lugar. Pero no hay que cambiar el nombre del enfermo sin informarle de ello, a menos que se trate de una emergencia y no sea posible informarle.

2. Si hay alguien enfermo en casa, hay que ir con un erudito de la Tora (talmid jajam) para que el pida misericordia a Dios por el enfermo. Y es recomendable ir con un erudito de la Tora que tenga una Yeshiba, ya que en tal caso el tendera el merito del estudio de Tora de mucha gente y su oración sera aceptada con amor.

3. Otra segula para que un enfermo se cure consiste en que se reinan diez varones adultos y estudien el libro Menorat Hamaor.

Copyright © Editorial Jerusalem de México todos los derechos reservados.

ORACIÓN POR UN ENFERMO (del libro Shaaré Dimá)

Por favor, Rey misericordioso y lleno de gracia, sea tu voluntad que te llenes de misericordia por todos los enfermos de tu pueblo Israel, y en especial por (insertar su nombre y el nombre de su madre), quien se halla postrado en el lecho de enfermo, y cúralo con curación completa, pues Tú, por tu misericordia, eres el que cura las enfermedades de tu pueblo Israel. Que se cumpla en él el versículo que dice: «El Eterno lo fortalecerá en su lecho de enfermo, aunque con su enfermedad hayas trastornado su descanso». Y en aras del mérito de Abraham, apegado a la bondad, de Itzjak, ceñido con fortaleza, de Yaacob, revestido de esplendor, de Moshé, revestido de victoria, y de Aharón, revestido de gloria, cúralo con curación completa y salva su alma de la muerte. Haz que se recupere de su enfermedad y se le restaure su condición original. Y aunque sabemos que no somos dignos de rezar por nosotros mismos, y con mayor razón por otros, aun así hemos puesto tu misericordia delante de nuestros ojos, ya que Tú eres misericordioso y escuchas la oración de toda boca. Por ello, sintiendo vergüenza venimos a pedir misericordia y gracia a favor de (insertar su nombre y el nombre de su madre), que está enfermo. Por favor, oh Dios, cúralo. Haz que se recupere y fortalécelo, y en virtud del poder de las veintidós letras de la santa Torá que recibimos en el Monte Sinaí, a favor de este enfermo (insertar su nombre y el nombre de su madre), abre las puertas del saneamiento y la curación, las puertas de la salud, las puertas del gozo, las puertas de la libertad, las puertas de la gloria, las puertas del mérito, las puertas de la piedad, las puertas de la dicha, las puertas del bien, las puertas de la salvación, las puertas de la expiación, las puertas de un buen corazón, las puertas del perdón, las puertas de la dulzura, las puertas del apoyo, las puertas de la ayuda, las puertas del rescate, las puertas de la rectitud, las puertas de la independencia, las puertas de la curación completa, las puertas de la alegría y las puertas de la salvación. Y que sean recordados todos los actos de rectitud que hizo el enfermo (y los miembros de su familia) delante de tu trono de misericordia, a fin de que intercedan por él. No lo abandones en manos de sus enemigos. Hazlo en aras de tu Nombre; hazlo en aras de tu diestra; hazlo en aras de tu Torá; hazlo en aras de tu santidad. Que la expresión de mi boca y la meditación de mi corazón sean aceptables delante de Ti, oh Eterno, mi roca y mi redentor.

Oracion por un enfermo


SEGULOT PARA QUE UN ENFERMO SANE

1. Cuatro cosas desgarran el decreto divino perjudicial para una peronsa: dar caridad (tzedaka), clamar oración, cambiarse el nombre y modificar el comportamiento. Y hay quienes dicen que también el cambio de lugar. Pero no hay que cambiar el nombre del enfermo sin informarle de ello, a menos que se trate de una emergencia y no sea posible informarle.

2. Si hay alguien enfermo en casa, hay que ir con un erudito de la Tora (talmid jajam) para que el pida misericordia a Dios por el enfermo. Y es recomendable ir con un erudito de la Tora que tenga una Yeshiba, ya que en tal caso el tendera el merito del estudio de Tora de mucha gente y su oración sera aceptada con amor.

3. Otra segula para que un enfermo se cure consiste en que se reinan diez varones adultos y estudien el libro Menorat Hamaor.

Copyright © Editorial Jerusalem de México todos los derechos reservados.

ORACIÓN PARA ENCONTRAR ESPOSA (extraído del libro Bet Tefilá)

Señor del universo, con tu misericordia formaste tu mundo y creaste al primer hombre y le proporcionaste una ayuda para él, nos consagraste con tus mandamientos y me ordenaste casarme con una mujer y engendrar hijos. Bendito es Aquél que forma al hombre, ya que todo lo creó para su gloria. Sin embargo, mi angustia crece; el miedo y el estremecimiento se apoderan de mí, ya que temo que mis iniquidades y pecados provoquen que destines para mí a una mujer mala, que no es mi pareja y que no es idónea para mí. También temo que otro hombre se adelante y tome a mi pareja, lo que causaría que fuera necesario dejar de lado a un alma por otra. Por lo tanto, me presento ante Ti con el corazón quebrantado y decaído con el propósito de verter delante de Ti mi oración, oh Padre misericordioso. Sea tu voluntad, Eterno, Dios nuestro y Dios de nuestros ancestros, que te llenes de misericordia hacia mí y me destines a mi pareja, la que es idónea y adecuada para mí desde los seis días de la Creación, para largueza de días y años de vida. Que mi pareja sea una mujer valiosa, temerosa del Eterno e inteligente, que tenga buenas cualidades de carácter y suela llevar a cabo buenas obras. Que no aborte ni sea estéril, y que tampoco tenga defectos físicos, sino que esté completa en todo y tenga éxito en todo, de tal modo que pueda yo dedicarme a la labor sagrada sin contratiempos. Y no me tomes de este mundo antes de que se cumpla mi tiempo, y tampoco me dejes de lado a causa de algún otro hombre en el mundo. Oh Dios, lleno de misericordia, que restauras a los individuos a casa, misericordioso, que agracia, que protege, que sostiene, que salva, es recto y redime, ayúdame en aras de la gloria de tu Nombre. Hazlo en aras de tu abundante misericordia y en aras de nuestros santos ancestros, Abraham, Itzjak e Israel, tus siervos, así como en aras de Moshé y de Aharón, de Yosef y de David. Hazlo también en aras de todos los hombres justos y devotos, cuyo mérito nos protege y que interceden por nosotros. Hazlo por Ti y no por nosotros, hazlo por tu Nombre, hazlo por tu diestra, hazlo por tu Torá, hazlo por tu santidad. Concédeme gracia y respóndeme, y escucha mi oración, pues Tú escuchas la oración de cualquier boca. Bendito es Aquél que escucha la oración. Que la expresión de mi boca y la meditación de mi corazón sean aceptables delante de Ti, oh Eterno, mi roca y mi redentor.

Oracion para encontrar esposa


SEGULA PARA HALLAR PAREJA

Si un hombre tiene dificultades para hallar a su pareja, deberá leer el Canto del Mar (Shemot, cap. 15) con concentración. También deberá estudiar todos los días la sección que habla acerca de las ofrendas de los líderes de Israel en el desierto (Bemidbar, cap 7). También hay que recitar los siguientes salmos: 32, 38, 71 y 124

Copyright © Editorial Jerusalem de México todos los derechos reservados.

ORACIÓN PARA ENCONTRAR ESPOSO (del Shelá Hakadosh)

Sea tu voluntad, Eterno, Dios mío y Dios de mis ancestros, que por tu abundante misericordia y bondad me hagas encontrar a la pareja idónea para mí en su momento oportuno. Que mi pareja sea idónea para que yo engendre hijos, que sea sabio, grande en Torá y en temor al Cielo, simiente de hombres justos y hombres de verdad y temor al pecado. Hazlo de igual modo que le presentaste su pareja al primer hombre, a Abraham, a Itzjak, a Yaacob y a Moshé, a cada quien de los cuales le proporcionaste su pareja en su momento oportuno. Y que el hombre que me presentes para esposo sea un hombre bueno, cuyos actos sean agradables, que realice buenas obras, sea simpático, inteligente y con temor a Dios, que activamente procure la caridad y sea generoso.

Que no haya en él nada que lo descalifique en ningún sentido, y que no tenga defecto o malformación física. Que no sea iracundo ni colérico, sino humilde y paciente, sano y fuerte. Y que la crueldad de la gente y los pensamientos y las mañas de quienes me odian no me impidan hallar al hombre que es mi pareja idónea. Que la expresión de mi boca y la meditación de mi corazón sean aceptables delante de Ti, oh Eterno, mi roca y mi redentor.

Oracion para encontrar esposo

Copyright © Editorial Jerusalem de México todos los derechos reservados.

ORACIÓN DE LA ESPOSA POR SU MARIDO (del libro Hatejinot Vehabakashot)

Sea tu voluntad Eterno, D-s nuestro y D-s de nuestros ancestros, D-s de Abraham, D-s de Itzjack y D-s de Yaacov, que protegas y preserves siempre a mi esposo de todo daño, mal o enfermedad. Concedele una vida buena y larga, una vida de riquezas y honor, Implanta siempre entre nosotros amor y hermandad, armonia y amistad e implanta en nuestros corazones el amor y el temor a Ti, a fin de que cumplamos tu voluntad y te sirvamos con todo el corazon, como buenos judios, y hagamos actos de caridad y bondad con tu pueblo Israel. Bendice a mi esposo con bendicion completa, con abundante vigor y paz, como se declara: “Que el Eterno te bendiga y te preserve; que el Eterno ilumine Su rostro hacia ti y te agracia; que el Eterno eleve su rostro hacia Ti y te conceda paz”. Y tambien se declara: “El Eterno lo protegera y le hara vivir, y sera venturoso en la tierra”. Amen. Que asi sea tu voluntad.

Oracion por la Paz en el Hogar


SEGULA PARA LA ARMONIA CONYUGAL

Para tener paz y armonia en casa, todos los días hay que estudiar el salmo 119 (cuyos versículos siguen un orden alfabético en hebreo) las letras que deletrean la frase שלום הבית

Copyright © Editorial Jerusalem de México todos los derechos reservados.

ORACIÓN POR EL SUSTENTO (del libro Shaaré Dimá)

Sea tu voluntad, Eterno, Dios nuestro y Dios de nuestros ancestros, que mi sustento y manutención, así como el de los miembros de mi casa y la todos los de tu pueblo Israel, sea coronado, verificado y justificado por tu mano. Y no me hagas necesitar de la generosidad de los demás ni de sus préstamos, sino sólo de tu mano, llena y abierta, santa y amplia. Que mi trabajo y todos mis asuntos sean para bendición y no para pobreza, para vida y no para muerte. Haz que sea yo digno de que tu Nombre no sea profanado por causa mía, y que sea yo de los que siempre mejoran e influyen para bien a cada ser humano. Llena mi mano con tus bendiciones, y sácianos con tu bien, tal como hiciste a los que salieron de Mitzráim. Pues Tú, oh Eterno, has bendecido y bendices al mundo. Los ojos de todos están puestos en Ti, y Tú les das su sustento en su momento apropiado. Tú abres tu mano y satisfaces el deseo de todo ser vivo. Arroja sobre el Eterno tu fardo, y Él te sustentará. [Dios] no permitirá que tambalee el justo. […] Que mi vida y mi destino se eleven, a fin de que pueda yo servir [a Dios] con el corazón íntegro todos los días de mi vida. Amén.

Oracion por el Sustento


SEGULA PARA EL SUSTENTO

1. En la noche siguiente a Shabath (Motzae Shabath), hay que hacer una comida especial; esta comida se llama Melave Malka.

2. Otra segula adicional consiste en decir cada día los trece principios de Fe, y también leer la Igueret HaRamban, la epístola ética de Najmanides.

3. Cualquier persona que sea cuidadosa en recitar la bendición por el sustento (Bircat Hamazon), siempre obtendrá su sustento de un modo honorable durante toda su vida.

4. Un segula probada y experimentada para obtener riquezas y éxito consiste en separa el diezmo (maaser) de cualquier ganancia que se obtenga y destinarlo a usos sagrados, como se declara <Ponganme a prueba en esto (dijo Dios), y (vean) si no les abro los ventanales del cielo>. Y nuestros sabios afirmaron: <Da el diezmo (aser) para que te enriquezcas (tit’ asher)>.

5. Otra segula para el sustento es decir cada Motzae Shabath (el sábado en la noche, después de Shabath) el verisculo de Bereshit 27:28 <Que Dios te otorgue del rocio de los cielos y de las grosuras de la tierra, y abundancia de trigo y mosto>. Y lo mejor es que dos personas digan juntas este versículo.

6. Una segula adicional es decir todos los días el versículo de Bereshit 49:20 <De asher, sustancioso sera su alimento, y el proveerá manjares reales>. Hay que decir este versículo diez veces en la mañana y diez veces en la noche.

7. Otra segula es que cada Motzae Shabath (el sábado por la noche, después de Shabath), la persona cuente alguna anécdota del Baal Shem Tob, de bendita memoria. Esta constituye una segula muy grande para obtener el sustento.

Copyright © Editorial Jerusalem de México todos los derechos reservados.

ORACIÓN PARA TENER HIJOS (del libro Shaaré Dimá)

Sea tu voluntad, Dios mío y Dios de mis ancestros, [Dios] formador de mundos, justo en todas las generaciones, en aras de tu Nombre grandioso y oculto, [que se deriva] del versículo «el Eterno nos bendecirá, bendecirá a la Casa de Aharón», que me concedas un descendiente varón que sea deseable, idóneo, bueno y hermoso, correcto y aceptable, apto para vivir y perdurar sin iniquidad ni culpa. Concédeme simiente de varón y bendíceme con tu Nombre, así como a [los miembros de] mi casa, y entonces sabré que mi casa está en paz. Imbúyelo de alma, espíritu e intelecto puro, y dótalo de todas las cualidades necesarias para que sea completo y pueda mantenerse con belleza, gracia, bondad y misericordia, salud, entusiasmo, vigor y fuerza. Apiádate de él cuando lo hagas y cuando le formes sus órganos. Forma con perfección su alma, su espíritu, su intelecto, sus entrañas y miembros, y que en ninguno de sus miembros u órganos haya daño, carencia, malformación o enfermedad. Que nunca le falte todo lo bueno durante todos los días de su vida, y que nazca con buen destino y en su momento apropiado, con bendición y éxito. Que viva una vida buena, larga y en paz, tanto en lo espiritual como en lo material, con riqueza, felicidad y honor, en medio de tu pueblo Israel. Bendíceme a mí y a mi descendencia con todo tipo de cosas que perfeccionen nuestra mente, nuestro intelecto y nuestra comprensión, a fin de que podamos cumplir tu voluntad. Bendíceme con bendiciones del Cielo arriba y con bendiciones del abismo que yace abajo, bendiciones de senos y de matriz. Por favor, oh Eterno, Amo de Legiones, Dios de Israel, que reside entre los Querubines, que tus oídos escuchen la voz de mis súplicas. Atisba sobre mí desde tu morada santa con mirada para bien, y concédeme simiente de varón, imbuido de una alma santa, que se dedique al estudio de la Torá y cumpla los preceptos. Con las bendiciones de tu boca bendícelo, y bendice la casa de tu siervo junto con toda la Casa de Israel para siempre. Escucha mi oración, oh Eterno, y presta atención a mi clamor. Haz que se cumpla en mí el propósito que tuviste al crear al ser humano en el mundo, ya que para que estuviese habitada la creaste y la formaste. Concédeme simiente de varón, santo y puro, con alma nueva, santa y pura, que proceda de lo más íntimo y esté apegada a las santas almas superiores. Y ustedes, almas santas que ya estuvieron en este mundo, por favor supliquen a Dios para que conceda mi petición para bien, por el mérito de ustedes y por el mérito de que yo deseo tener un hijo diligente, imbuido de Torá y apto para la profecía. Oh Eterno, Dios mío, escucha mi voz y acepta con misericordia y benevolencia mi oración, y no me hagas volver vacío de tu presencia. Concédeme mi petición para bien, y yo lo haré crecer para que siempre tenga temor a Dios, todos los días de su vida, tanto él como sus hijos en medio de Israel. Amén.

Oracion para tener hijos

Copyright © Editorial Jerusalem de México todos los derechos reservados.

ORACIÓN DE LA MUJER EMBARAZADA (del libro Shaaré Dimá)

Sea tu voluntad, Eterno, Dios mío y Dios de mis ancestros, que aligeres la molestia de mi embarazo y me otorgues fuerza y vigor durante todos los días de mi preñez, para que por ningún motivo se debilite mi fuerza o la fuerza del bebé [que llevo dentro]. Sálvame del decreto que pesa sobre Javá [Eva] y de la maldición que dice: «Multiplicaré tu dolor y tu preñez; con dolor parirás hijos». Que cuando yo dé a luz sea porque ya se haya cumplido el tiempo para parir. Que mis dolores no prevalezcan sobre mí, y que el bebé salga al mundo rápidamente y con facilidad, sin que haya daño alguno, para mí o para él. Que nazca en un momento propicio y con buen destino, para la vida, la armonía y la salud, la gracia y la bondad, la riqueza y el honor. Que en mí se cumpla lo que está escrito: «No habrá mujer que aborte ni estéril en tu tierra; Yo llenaré el número de tus días.» Y que yo y mi esposo criemos [al bebé] para que te sirve y estudie tu santa Torá, así como para una vida buena, para la armonía, la riqueza, la felicidad, el honor y el descanso. Que ni yo ni el bebé suframos daño alguno, en nuestro cuerpo o en nuestros órganos, en nuestras arterias o en nuestros tendones, en nuestra piel o en nuestra carne, o en cualquier otra parte de nuestra anatomía, interna o externa. Incrementa mi fuerza, mi ánimo y mis huesos, como se declara: «Curación será para tu ombligo, e irrigación para tus huesos». Pues en Ti, oh Eterno, he esperado; Tú responderás, oh Eterno, mi Dios. Y en cuanto a mí, yo me exultaré en el Eterno; me gozaré en el Dios de mi salvación. Acepta, oh Eterno, salvarme; apresúrate, oh Eterno, a ayudarme. Apresúrate, oh Eterno, Dios de mi salvación y sálvame. En tu salvación he esperado, oh Eterno. Escucha, oh Eterno, mi voz que llama; concédeme gracia y respóndeme. Hazlo en aras de nuestros ancestros santos, y en aras del mérito y la rectitud de ellos; hazlo en aras de la Torá y de las buenas obras de aquellos que yacen en el polvo, que están enterrados aquí y en todo el mundo. Recuerda el amor de ellos y haz que su descendencia viva; sálvala de la muerte y de la pérdida de hijos, así como de cualquier enfermedad o dolencia. Y bendíceme tal como nos prometiste en tu santa Torá por medio de tu siervo Moshé, de tu propia boca, como se declara: «[Dios] te amará, te bendecirá y te incrementará; bendecirá el fruto de tu vientre y el fruto de tu tierra, tu grano, tu mosto y tu aceite, el producto de tus reses y las crías de tus ovinos, sobre la tierra que Él juró a tus ancestros que te daría a ti. Bendito serás más que todas las naciones; en ti no habrá varón estéril o mujer estéril, ni en tus animales». Que así me bendigas y me respondas, y que prolongues mis días con dulzura, como se declara: «Te saciaré con largueza de días y te mostraré mi salvación». Amén.

Oracion para la mujer embarazada


SEGULOT PARA PARTURIENTAS

1. Es tradición entre los jasidicos colocar el libro Noam Elimelej (especialmente la primera edición) bajo la cabeza de la parturienta, para que ello ayude a que la mujer de a luz con facilidad. Esta es una segula probada y efectiva en la practica.

2. Una segula para la parturienta que tiene dificultades en dar a luz consiste en recitar por ella el Salmo 22 siete veces.

3. Una segula para la parturienta con dificultades para dar a luz consiste en recitar el Salmo 100. Asimismo, también constituye una segula apoyar económicamente a eruditos de la Tora con su propio dinero. Esto le ayudara para que de a luz con facilidad.

4. Cuando la parturienta este dando a luz, es bueno que su marido recite doce veces el Salmo 20. Cada vez que lo recite debe poner especial concentración en los siguientes nombres sagrados: איא ההד יונ ההי. No hay que recitar este salmo en femenimo, sino exactamente como esta escrito. Una vez que haya concluido su recitación, deberá decir la siguiente oración:

Sea tu voluntad, Eterno, Dios nuestro y Dios de nuestros ancestros, Dios de Abraham, Sios de Itzjak y Dios de Yaacob, Dios grandioso, poderoso y temible, [Dios que dijo:] <Sere el que Sere>, Dios omnipotente, que actúes en aras de tu abundante misericordia y en aras de la santidad de este y de tus Nombres sagrados que están contenidos en el, asi como en aras del Nombre sagrado en el que me concentre, que es el Nombre de doce letras.

Y apiadate de (insertar el nombre de la parturienta y el nombre de su madre), que se halla a punto de dar a luz y grita por los dolores del parto. Dios lleno de misericordia, sacala de la oscuridad hacia la luz, y en virtud del merito de nuestras matriarcas, Sara, Ribka, Rajel y Lea, apiadae de ella y recuerdala para bien y considerala para bendicion. Pues los ojos de ella esta puesto en Ti, como los ojos de una sierva están puestos en la mano de su señora. Anula de ella todos los decretos duros y negativos en aras de (pensar la siguiente frase קרע שטן) y salvarla de cualquier aflicción. Que el niño nazca para una vida buena y para la paz, en un momento bueno y propicio para nosotros y para el, y que después salga la placenta con facilidad. Y que asi como escuchaste al que [originalmente] recito este salmo ante Ti, que asi también escuches nuestra oración. Hazlo por tu Nombre; hazlo por tu diestra; hazlo por tu Tora; hazlo por tu santidad. <Que la expresion de mi boca y la meditación de mi corazón sean aceptables delante de Ti, oh eterno, mi roca y mi redentor>.

5. Una segula para la mujer que tiene dificultades para dar a luz consiste en que la partera (si es mujer recatada, u otra mujer piadosa que suele realizar buenas obras) coloque su mano derecha sobre el vientre de la parturienta y junto con ella recite siete veces, palabra por palabra, el versículo: <Y el es como un novio que sale del palio nupcial, regocijándose como un fuerte para recorrer su camino>.

6. Una parturienta necesita que la cuiden y vigilen incluso de dia. por esta razón, no debería permanecer sola en casa. Y si necesita ir sola a un cuarto interno de la casa, es una segula que tome un cuchillo con ella.

Copyright © Editorial Jerusalem de México todos los derechos reservados.

ORACIÓN DEL MARIDO POR SU ESPOSA EMBARAZADA (del libro Bet Tefilá)

Señor del universo, te agradezco por haberme agraciado al hacer que mi esposa se embarazara. Que el Nombre del Eterno sea bendito y exaltado por encima de toda bendición y alabanza. Y por ello, sea tu voluntad, oh Eterno, Dios nuestro y Dios de nuestros ancestros, que te apiades de todas las mujeres embarazadas de tu pueblo Israel y les aligeres las molestias del embarazo, y cuídalas para que no aborten a sus bebés. Y a las que se hallan en el momento de parir, por tu abundante misericordia sálvalas de cualquier mal, y que den a luz para una vida buena. Y entre todas ellas, que tu misericordia se conmueva por tu sierva, mi esposa (insertar el nombre de la esposa y el nombre de su madre), y aligérale la molestia del embarazo. Que cuando le toque parir lo haga con facilidad y que el bebé salga al mundo en un momento propicio y con buen destino, tanto para nosotros como para el bebé. Que no ocurra ningún problema médico o defecto físico para la parturienta o para el bebé, y que el bebé esté completo en todos sus órganos y en todos sus sentidos. Promulga sobre él decretos buenos y que su destino sea sano. Que yo me alegre de mi progenie y que mi esposa se goce con el fruto de su vientre, en este mundo y en el mundo venidero. Que nunca nos avergoncemos ni sintamos pena, ya que confiamos en tu santo Nombre, grandioso, poderoso y temible. Dios lleno de misericordia, llénate de misericordia hacia nosotros; sella la boca del Satán y que no acuse a mi esposa en el momento del parto. Y que sobre todos los que se levantan contra nosotros para mal caiga el terror y el miedo; que por la grandeza de tu brazo enmudezcan como la piedra. Haz que prontamente nos llegue tu misericordia, pues nos hemos empobrecido mucho. Oh misericordioso, actúa hacia nosotros con el atributo de bondad y con el atributo de misericordia, y compórtate con nosotros más allá de lo que marca la ley; no nos emplaces a juicio, y tampoco nos juzgues conforme a nuestros actos. Actúa hacia nosotros con caridad y benevolencia en aras de tu grandioso Nombre, y otórganos una vida larga para servirte. Haz que yo y mi esposa seamos dignos de envejecer juntos en la Tierra Santa, para servirte. Que nos alegremos de nuestra progenie cuando los veamos cumplir tu voluntad. Que alcancemos a completar el mejoramiento del alma, el espíritu y el intelecto superior en esta reencarnación; que seamos dignos de vivir y heredar el bien y la bendición para la vida del mundo venidero, a fin de que mi alma te alabe y no calle; ¡oh Eterno, mi Dios, por siempre te reconoceré! Hazlo en aras de tu abundante misericordia, y en aras de nuestros santos ancestros: Abraham, Itzjak e Israel, tus siervos, en aras de Moshé y de Aharón, Yosef y David, así como en aras de todos los justos cuyo mérito nos protege y que interceden por nosotros. Hazlo por ti y no por nosotros. Que la expresión de mi boca y la meditación de mi corazón sean aceptables delante de Ti, oh Eterno, mi roca y mi redentor.

Oracion del marido por su esposa embarazada

Copyright © Editorial Jerusalem de México todos los derechos reservados.

ORACIÓN POR EL ÉXITO DE LOS HIJOS (del libro Hatejinot Vehabakashot)

Señor del universo, haznos dignos de que nuestros hijos sean lumbreras en Torá y que sean sanos en sus cuerpos y en sus mentes, poseedores de buenas cualidad morales, estudiosos de la Torá por sí misma. Concédeles una vida larga y buena, y que estén repletos de Torá, de sabiduría y del temor al Cielo. Que sean amados en el Cielo y agradables en la Tierra. Sálvalos del mal de ojo, de la inclinación mala y de cualquier tipo de calamidad. Que tengan sentidos físicos sanos para servirte, y por tu abundante misericordia concédeme el mérito (y a mi esposa) (y a mi esposo) de que colmes el número de nuestros días con largueza de días y de años, con cosas buenas y agradables, amor y armonía, y que seamos dignos de criar a cada uno de nuestros hijos e hijas para la Torá, la Jupá y las buenas obras.

Y dispón para cada uno de nuestros hijos e hijas su pareja idónea, y que ninguno de ellos sea pasado por alto a causa de otros. Bendice la obra de nuestras manos para poderles dar dotes y regalos con generosidad, y haz que podamos cumplir lo que sin promesa nos comprometamos a darles. Haz que los casemos con sus parejas idóneas en su juventud, con tranquilidad, holgura y alegría, y que de ello salgan frutos buenos e hijos justos, meritorios y que concedan méritos a todo Israel.

Que nunca sea profanado tu Nombre grandioso a causa de nosotros o a causa de nuestra descendencia. Cumple para bien todas las peticiones de nuestro corazón, en salud, prosperidad y todo lo bueno. Que a causa de nosotros se engrandezcan la gloria de tu Nombre grandioso y la gloria de tu Torá, así como a causa de toda nuestra descendencia. Amén. Que así sea tu voluntad. Que la expresión de mi boca y la meditación de mi corazón sean aceptables delante de Ti, oh Eterno, mi roca y mi redentor.

Oracion por el exito de los hijos

Copyright © Editorial Jerusalem de México todos los derechos reservados.

ORACIÓN PARA CUALQUIER PROBLEMA (del libro Shaaré Dimá)

Hay que tomar no menos de ocho monedas y decir Elaha d’Meir aneni, «Dios de Meir, respóndeme». Después decir la siguiente oración:

Señor del universo, me comprometo, sin promesa, entregar la cantidad de (decir la cantidad) para caridad, o un donativo por la cantidad de (decir la cantidad) para la elevación del alma de nuestros ancestros, los patriarcas del mundo, Abraham, Itzjak y Yaacob, así como para la elevación del alma del tanaíta Rabí Meir Baal Hanés y de las almas de todos los demás justos. Sea tu voluntad, Eterno, Dios mío y Dios de mis ancestros, que así como escuchaste sus rezos y súplicas y los salvaste de cualquier tipo de tribulación y peligro, haciendo por ellos milagros y prodigios –tanto ocultos como revelados– y sacándolos de la oscuridad hacia la luz, que así también –por el mérito de ellos– sea éste un momento de misericordia y benevolencia y hagas para mí (insertar el nombre propio y el nombre de la madre) y para todos los miembros de tu pueblo Israel, en cualquier lugar que estén, milagros revelados y ocultos, y nos salves de cualquier tribulación y peligro, desde ahora y para siempre. (Aquí insertar la naturaleza específica del problema que tiene.) Que la expresión de mi boca y la meditación de mi corazón sean aceptables delante de Ti, oh Eterno, mi roca y mi redentor.

Oracion para cualquier problema

Copyright © Editorial Jerusalem de México todos los derechos reservados.

EPISTOLA DEL RAMBA”N     אגרת הרמב”ן

Oye hijo mío, la represión de tu padre, y no deseches la enseñanza de tu madre!
Acostumbra siempre a hablar con calma, con toda persona y en toda ocasión, para salvarte de este modo de la cólera, la cual es un mal hábito que induce a la gente al pecado. Así afirmaron nuestros Maestros, de bendita memoria: “Aquel que se encoleriza, todas las especies del infierno lo dominan”, tal como versa: “Aparta de tu corazón la ira, y aleja de tu carne la maldad”, interpretando que la maldad es el infierno, como leemos: “Y al malvado (lo creó) para el dia malhadado”.

Y cuando te salves de la ira se manifestará en tu corazón la virtud de la humildad, la mejor de todas las buenas virtudes, como esta escrito: “Merced a la humildad, el temor a D-os”. Gracias a la humildad, se revelara en tu corazón la virtud del Temor a D-os, puesto que meditarás siempre de donde provienes y hacia donde te diriges, siendo en la vida como un insecto, y mas aun después de la muerte; y ante Quien habrás de dar cuenta de todos tus actos? Ante el Rey de la Gloria! Como versa: “He aquí que los Cielos, y los Cielos de los Cielos no te pueden abarcar”, y menos aun a los corazones humanos. Y leemos: no lleno yo los Cielos y la tierra?, dice D-os.

Y cuando reflexiones sobre todo esto, temerás a tu creador, y te cuidarás de los pecados. Ya en posesión de estas virtudes, sabrás estar contento con tu parte. Y cuando te habitúes en la virtud de la humildad, recatandote de toda persona y temiendo de El y del pecado, entonces merecerás que pose sobre ti la Divina Presencia, el brillo de Su gloria y la vida en el Mundo Venidero.

Y ahora, hijo mio, reflexiona y recapacita; quien se enorgullece en su corazón sobre las demás criaturas, se rebela contra el Reino Celestial, pues se viste con las ropas del Reino Celestial, como esta escrito: “El Señor reinó, se vistió con soberbia Majestad”. Además, de que puede enorgullecerse el corazón humano? Acaso con la riqueza? D-os empobrece y enriquece. Acaso con la conquista de honores? Pertenecen tambien al Señor, como esta escrito: “La riqueza y la gloria de Ti proceden”. Entonces, como puede enorgullecerse con la Gloria de su Creador? Y si se enorgullecíera por su sabiduría? “Corta el lenguaje de los elocuentes, y despoja de sentidos a los sabios”. Resulta que todo es igual ante D-os; pues con su ira humilla a los soberbios, y con Su voluntad levanta a los humildes. Por lo tanto, humillate tu mismo, y D-os te levantara. Por eso expondrá como habrás de conducirte en la virtud de la humildad, para guiarte por ella constantemente.

Toda tu conversación sera con calma; tu cabeza agachada; tus ojos miraran hacia abajo, hacia la tierra, y tu corazón hacia arriba; nunca miraras de frente a los ojos de la persona cuando converses con ella. Consideraras a todas las personas mas importantes que tu, si es sabio o rico, le debes respeto, si es pobre, y tu eres mas rico o mas sabio que el , piensa que tu eres mas pecador, y el mas inocente que tu, ya que si el peca, lo hace sin intención, y tu lo haces premeditadamente.

Durante tus conversaciones, en todas tus acciones, en todos tus pensamientos, y en todo momento, figúrate en tu corazón como si estuvieras frente a D-os, y Su Divina Presencia reside sobre ti, ya que Su Gloria llena todos los lugares del Universo. Por lo que tu conversación sera con temor y temblor, como la del esclavo frente a su patron. Averguenzate ante toda persona; si alguien te llama, no le respondas en voz alta, sino con calma, como quien le habla a su maestro.

Sé diligente en estudiar siempre la Tora, con el fin de poder cumplirla. Y cuando te levantes del libro, investiga en lo que estudiaste si hay algo que puedas cumplir. Revisa tus actos de mañana y de noche, y así vivirás todos los días con arrepentimiento y corrección. Durante tus oraciones, aparta de tu corazón todos los asuntos mundanos. Dispone tu corazón frente a D-os, purificando tus pensamientos. Medita cada palabra antes de pronunciarla; del mismo modo condúcete durante todos los días de tu vida, en cualquier asunto y no pecaras. De este modo, tus palabras, acciones y pensamientos serán rectos; tu oración sera pura, bien intencionada y gratamente aceptada por el Todopoderoso, Bendito sea, como esta escrito: “Dispondrás su corazón, y haràs atento su oído”.

Lee esta epístola al menos una vez por semana, para cumplirla y seguir siempre con ella por la senda de Di-os; y así prosperarás en todos tus caminos y merecerás el mundo Venidero reservado para los justos. El dia que la leas responderán del Cielo todo lo que tu corazón solicite, por siempre. Amen!


אגרת הרמב”ן

שְׁמַע בְּנִי מוּסַר אָבִיךָ, וְאַל תִּטֹּשׁ תּוֹרַת אִמֶּךָ: תִּתְנַהֵג תָּמִיד לְדַבֵּר כָּל דְּבָרֶיךָ בְּנַחַת, לְכָל אָדָם וּבְכָל עֵת, וּבָזֶה תִּנָּצֵל מִן הַכַּעַס, שֶׁהִיא מִדָּה רָעָה לְהַחֲטִיא בְנֵי אָדָם. וְכֵן אָמְרוּ רַבּוֹתֵינוּ זִכְרוֹנָם לִבְרָכָה, “כָּל הַכּוֹעֵס כָּל מִינֵי גֵּיהִנָּם שׁוֹלְטִין בּוֹ”, שֶׁנֶאֱמַר: הָסֵר כַּעַס מִלִּבֶּךָ, וְהַעֲבֵר רָעָה מִבְּשָׂרֶךָ, וְאֵין רָעָה אֶלָּא גֵהִנָּם, שֶׁנֶּאֱמַר: “וְגַם רָשָׁע לְיוֹם רָעָה”.וְכַאֲשֶׁר תִּנָּצֵל מִן הַכַּעַס, תַּעֲלֶה עַל לִבְּךָ מִדַּת הָעֲנָוָה שֶׁהִיא מִדָּה טוֹבָה מִכָּל הַמִּדּוֹת טוֹבוֹת, שֶׁנֶאֱמַר: עֵקֶב עֲנָוָה יִרְאַת ה’. וּבַעֲבוּר הָעֲנָוָה, תַּעֲלֶה עַל לִבְּךָ מִדַּת הַיִרְאָה, כִּי תִתֵּן אֶל לִבְּךָ תָּמִיד: מֵאַיִן בָּאתָ, וּלְאַן אַתָּה הוֹלֵךְ, וְשֶׁאַתָּה רִמָּה וְתוֹלֵעָה בְּחַיֶיךָ, וְאַף כִּי בְּמוֹתֶךָ, וְלִפְנֵי מִי אַתָּה עָתִיד לִתֵּן דִּין וְחֶשְׁבּוֹן, לִפְנֵי מֶלֶךְ הַכָּבוֹד, שֶׁנֶאֱמַר: הִנֵּה הַשָּׁמַיִם וּשְׁמֵי הַשָּׁמַיִם לֹא יְכַלְכְּלוּךָ, אַף כִּי לִבּוֹת בְּנֵי אָדָם, וְנֶאֱמַר: הֲלֹא אֶת הַשָּׁמַיִם וְאֶת הָאָרֶץ אֲנִי מָלֵא נְאֻם ה’. וְכַאֲשֶׁר תַּחֲשׁוֹב אֶת כָּל אֵלֶּה, תִּירָא מִבּוֹרַאֲךָ וְתִשָּׁמֵר מִן הַחֵטְא, וּבְמִדּוֹת הָאֵלֶּה תִּהְיֶה שָׂמֵחַ בְּחֶלְקֶךָ. וְכַאֲשֶׁר תִּתְנַהֵג בְּמִדַּת הָעֲנָוָה לְהִתְבּוֹשֵׁשׁ מִכָּל אָדָם וּלְהִתְפַּחֵד מִמֶּנּוּ [-מהשם יתברך] וּמִן הַחֵטְא, אָז תִּשְׁרֶה עָלֶיךָ רוּחַ הַשְּׁכִינָה, וְזִיו כְּבוֹדָהּ, וְחַיֵּי עוֹלָם הַבָּא. וְעַתָּה בְּנִי דַע וּרְאֵה, כִּי הַמִּתְגָּאֶה בְלִבּוֹ עַל הַבְּרִיוֹת, מוֹרֵד הוּא בְּמַלְכוּת שָׁמַיִם, כִּי מִתְפָּאֵר הוּא בִּלְבוּשׁ מַלְכוּת שָׁמַיִם, שֶׁנֶאֱמַר השם מָלָךְ גֵּאוּת לָבֵשׁ וגו’. וּבַמֶּה יִתְגָּאֶה לֵב הָאָדָם? אִם בְּעֹשֶׁר, ה’ מוֹרִישׁ וּמַעֲשִׁיר, וְאִם בְּכָבוֹד, הֲלֹא לֵאלֹהִים הוּא, שֶׁנֶאֱמַר: וְהָעֹשֶׁר וְהַכָּבוֹד מִלְּפָנֶיךָ. וְאֵיךְ מִתְפָּאֵר בִּכְבוֹד קוֹנוֹ?! וְאִם מִתְפָּאֵר בְּחָכְמָה – “מֵסִיר שָׂפָה לְנֶאֱמָנִים, וְטַעַם זְקֵנִים יִקָּח”: נִמְצָא הַכֹּל שָׁוֶה לִפְנֵי הַמָּקוֹם בָּרוּךְ הוּא, כִּי בְאַפּוֹ מַשְׁפִּיל גֵּאִים, וּבִרְצוֹנוֹ מַגְבִּיהַּ שְׁפָלִים, לָכֵן הַשְׁפִּיל עַצְמְךָ וִינַשַּׂאֲךָ הַמָּקוֹם. עַל כֵּן אֲפָרֵשׁ לְךָ אֵיךְ תִּתְנַהֵג בְּמִדַּת הָעֲנָוָה לָלֶכֶת בָּהּ תָּמִיד: כָּל דְּבָרֶיךָ יִהְיוּ בְּנַחַת, וְרֹאשְׁךָ כָּפוּף, וְעֵינֶיךָ יַבִּיטוּ לְמַטָּה לָאָרֶץ וְלִבְּךָ לְמַעְלָעה, וְאַל תַּבִּיט בִּפְנֵי אָדָם בְּדַבֶּרְךָ עִמּוֹ, וְכָל אָדָם יִהְיֶה גָּדוֹל מִמְּךָ בְּעֵינֶיךָ, וְאִם חָכָם אוֹ עָשִׁיר הוּא – עָלֶיךָ לְכַבְּדוֹ, וְאִם רָשׁ הוּא, וְאַתָּה עָשִׁיר אוֹ חָכָם מִמֶּנּוּ – חֲשֹׁב בְּלִבְּךָ כִּי אַתָּה חַיָּב מִמֶּנּוּ וְהוּא זַכַּאי מִמְּךָ, שֶׁאִם הוּא חוֹטֵא הוּא שׁוֹגֵג וְאַתָּה מֵזִיד. בְּכָל דְּבָרֶיךָ וּמַעֲשֶׂיךָ וּמַחְשְׁבוֹתֶיךָ וּבְכָל עֵת, חֲשֹׁב בְּלִבְּךָ כְּאִלּוּ אַתָּה עוֹמֵד לִפְנֵי הַקָּדוֹשׁ בָּרוּךְ הוּא, וּשְׁכִינָתוֹ עָלֶיךָ, כִּי כְּבוֹדוֹ מָלֵא הָעוֹלָם. וּדְבָרֶיךָ יִהְיוּ בְּאֵימָה וּבְיִרְאָה כְּעֶבֶד לִפְנֵי רַבּוֹ, וְתִתְבַּיֵּשׁ מִכָּל אָדָם, וְאִם יִקְרָאֲךָ אִישׁ, אַל תַּעֲנֵהוּ בְקוֹל רָם, רַק בְּנַחַת כְּעוֹמֵד לִפְנֵי רַבּוֹ. וֶהֱוֵי זָהִיר לִקְרוֹת בַּתּוֹרָה תָּמִיד אֲשֶׁר תּוּכַל לְקַיְּמָהּ. וְכַאֲשֶׁר תָּקוּם מִן הַסֵּפֶר, תְּחַפֵּשׂ בַּאֲשֶׁר לָמַדְּתָּ אִם יֵשׁ בּוֹ דָּבָר אֲשֶׁר תּוּכַל לְקַיְּמוֹ, וּתְפַשְׁפֵּשׁ בְּמַעֲשֶׂיךָ בַּבֹּקֶר וּבָעֶרֶב, וּבָזֶה יִהְיוּ כָּל יָמֶיךָ בִּתְשׁוּבָה. וְהָסֵר כָּל דִבְרֵי הָעוֹלָם מִלִּבְּךָ בְּעֵת הַתְּפִלָּה, וְהָכֵן לִבְּךָ לִפְנֵי הַמָּקוֹם בָּרוּךְ הוּא, וְטַהֵר רַעְיוֹנֶיךָ, וַחֲשֹׁב הַדִּבּוּר קֹדֶם שֶׁתּוֹצִיאֶנּוּ מִפִּיךָ, וְכֵן תַּעֲשֶׂה כָּל יְמֵי חַיֵּי הֶבְלְךָ בְּכָל דָּבָר וְדָבָר וְלֹא תֶחֱטָא, וּבָזֶה יִהְיוּ דְּבָרֶיךָ וּמַעֲשֶׂיךָ וּמַחְשְׁבוֹתֶיךָ יְשָׁרִים, וּתְפִלָּתְךָ תִהְיֶה זַכָּה וּבָרָה וּנְקִיָּה וּמְכֻוֶּנֶת וּמְקֻבֶּלֶת לִפְנֵי הַמָּקוֹם בָּרוּךְ הוּא, שֶׁנֶאֱמַר: תָּכִין לִבָּם תַּקְשִׁיב אָזְנֶךָ.תִּקְרָא הָאִגֶּרֶת הַזֹּאת פַּעַם אַחַת בַּשָּׁבוּעַ וְלֹא תִפְחוֹת, לְקַיְּמָהּ וְלָלֶכֶת בָּהּ תָּמִיד אַחַר הַשֵּׁם יִתְבָּרַךְ, לְמַעַן תַּצְלִיחַ בְּכָל דְּרָכֶיךָ וְתִזְכֶּה לָעוֹלָם הַבָּא הַצָּפוּן לַצַּדִּיקִים, וּבְכָל יוֹם שֶׁתִּקְרָאֶנָּה יַעֲנוּךָ מִן הַשָּׁמַיִם כַּאֲשֶׁר יַעֲלֶה עַל לִבְּךָ לִשְׁאוֹל עַד עוֹלָם אָמֵן סֶלָה

TEFILA AGRADECIMIENTO HASHEM

Rey de Reyes, Amo del Universo, GRACIAS! GRACIAS por las miles y millones de veces que me ayudaste, me apoyaste, me salvaste, me alegraste, me curaste, me cuidaste y me animaste. Gracias por estar siempre conmigo. Gracias por darme las fuerzas para hacer buenas acciones y para rezarte.

Gracias por todas las veces que me has ayudado y no supe decir Gracias. Gracias por Tu bondad hacia mi en cada momento de mi vida. Gracias por el aire que respiro. Gracias a Ti Rey de Reyes por las cosas que no tengo y gracias por las cosas que se me hacen difíciles. Gracias porque a veces estoy un poco triste, porque todo lo que haces es para mi bien, aunque no me de cuenta de eso… En el fondo de mi corazón, se que todo lo que viene de Ti es lo mejor para mi y fue hecho especialmente para mi con Supervisión particular, como únicamente el Rey de Reyes puede hacerlo. Gracias porque en momentos difíciles, es la única manera que puedo distinguir lo bueno ya que solamente en la oscuridad se puede apreciar la luz. Gracias por la maravillosa vida que me diste. Gracias por cada cosa que tengo por más pequeña que sea, por que todo lo que Tu me das es justo lo que necesito, en el momento que lo necesito y de la forma en la que necesito.

Gracias por siempre escuchar mis plegarias y estar conmigo en cada segundo de mi vida. Creador del Universo, solo te pido perdón desde el fondo de mi corazón si a veces no supe apreciar lo que me diste, ya que muchas veces en lugar de decir gracias, solo me queje. Yo solo soy polvo de las cenizas y Tu eres todo El Universo. Porfavor Hashem, te ruego jamás te alejes de mi. Te amo y no puedo dejar de decir por todo…. GRACIAS HASHEM !

Perek Shira

PS1PS2PS3PS4PS5PS6PS7PS8PS9PS10PS11PS12PS13PS14

Compartelo!